jueves, 5 de julio de 2007

Coquetería


Ella encima de él y empezó a hablar de Freud y de la interpretación de sus sueños, una prueba de que la fantasía, la ensoñación referida a lo que no ha sucedido, es una de las más profundas necesidades del hombre, Milan Kundera; de calendarios y relojes, de la destrucción de la literatura y los lectores-hembra, y de las pruebas de la existencia de Dios y la infinitud de la oscuridad. Le recordó al matrimonio Auersberger y a su sillón de orejas, a los hombres de gris y a las bibliotecas en el espiral por los senderos que se bifurcan.
Luego gritó, sintiéndose en la cima de una montaña azulada, en una habitación pintada de rojo. La anorexia sexual produce monstruos, pronunció la boca presumida. Desmontó y le volvió la espalda, tapándose la cara con la almohada y refugiándose en el insomnio. Él se quedó mudo, en un intervalo entre la pasión y la monotonía, con la excitación insatisfecha.
Desde luego, me invitas a cenar y me montas un psicodrama.

10 comentarios:

peregrina dijo...

Mi querido Fer, ya te daría el Cervantes sólo mentar mi cuento favorito " El jardín de los senderos que se bifurcan" Es una alhaja en texto, un híbrido de literatura y sensualidad. Qué buena idea has tenido. Eso es todo un mérito, Borges decía " todo ya ha sido escrito sólo cambian una o dos circunstancias"
Un abrazo buen amigo

Sweetcide dijo...

¿Qué vino tomasteis con la cena? Quizá fue culpa de eso el psicodrama...o de Borges, claro.

Sirenita dijo...

Me encanta tu recreeación de la obra del maestro entre maestros. Una vuelta de tuerca que le añade encanto al original. Me han entrado ganas de releerlo.

Naty dijo...

Reflexiones internas muy profundas, que a la vez separan los cuerpos... ¿Se le puede llamar a eso psicodrama? Yo le llamaría catástrofe :S

adictaacruzarenrojo dijo...

Dios, que imagen tan genial...
Catástrofe? que va, a lo mejor soy demasiado rara...pero me encantaría ser la protagonista de esa cama y esa conversación, esa habitación roja, quizás simplemente me gustan demasiado los psicodramas…
Palabras endemoniadamente perfectas para mi paraiso-infierno particular
Muy muy bueno Fer, en serio, muy bueno, genial...
Un beso demasiado rojo

circe dijo...

... y que será que estas cosas ocurren. Satisfaciones insatisfechas... allí donde se inspira la pasión.

Mi abrazo

FER dijo...

Peregrina, es uno de los grandes relatos de Borges y de la literatura en castellano de todos los tiempos, estoy contigo. Y gracias por los elogios, no los merezco. Un abrazo para ti.

Sweetcide, un Somontano blanco del 2004 envejecido en barrica que prometía mucho, pero que al final no fue para tanto. La culpa fue más bien de Trueba :-)

Sirenita, muchas gracias, y más quisiera yo recrear a Borges. Dejémoslo en modesto homenaje.

Naty, a veces no hay mal que por bien no venga. A veces.

Adictaacruzarenrojo, muchas gracias (enrojezco con tus comentarios), y nunca, nunca demasiado rojo. :-)

Circe, bienvenida y gracias por tu comentario. La pasión nace de una insatisfacción primaria, estoy de acuerdo. Sí que ocurren, muy a menudo. Un abrazo para ti.

manuel_h dijo...

las cenas, y otras carnalidades, casi nunca son gratis.

Gwynette dijo...

Pobre hombre !..hay tantos momentos durante el día para el monólogo o la controversia y a ella se le ocurre elucubrar en Este Momento Tan Delicado...uf !

Saludos de alcachofa

Leuma dijo...

Me ha encantado,, y esto me pasa a mí, precisamente, y sólo a mí,y ahora, en este momento borgiano, un beso

 
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.